La combinación de alimentos es esencial y combinaciones adecuadas para nuestro sistema digestivo, más.

Muchas veces llegamos a momentos en que no digerimos, más bien no asimilamos bien lo que comemos. Nosotros mismo nos provocamos los síntomas que se desarrollarán minutos, horas o días más tarde.

Así pues, tener un día bien planificado en nuestras comidas, ingestas, es primordial. No podemos estar tampoco estar todo el día comiendo para anestesiarnos. Lo único que vamos a hacer es emporar.

Es mejor, hacer las ingestas que nos toquen y resto pues estar a agua, o máximo agua con limón y algo de coco, menta o hierbabuena más jengibre (opcional). Ir bebiendo eso durante el día, cada dos horas, es bueno porque alcanalizamos el cuerpo. Es epocas de cambio de estación es muy importante hacer esto. Además solemos tener más sed, ya empieza en primavera, a hacer calor leve o cambios brusco de temperatura y esto suele ir bien. Incluso la puedes templar un poco!!!.

Esta ha sido mi cena al vapor verduras y quinoa como siempre:

100 gr de quinoa en crudo.

Calabaza

Un trocito de puerro (opcional)

2 zanahorias ralladas.

Canónigos

Cúrcuma

Aceite de calidad en crudo.

Un poco levadura nutricional (opcional)

La quinoa tiene muchas propiedades y en esa cantidad ya nos aporta 368 kcal, unas 14 gr de proteínas, 64 gr de carbohidratos y 6 gr de grasas, el puerro nos ayudaría a lubricar junto a la calabaza pero vamos no es necesario. La calabaza también nos aportaría unos 10 gr por tan solo una taza.

La levadura nutricional es porque me ha apetecido pero vamos que si no se pone no hace falta.

Suave, digestivo y con aporte de energía.

Después de una comida así, hemos de reposar y no ponernos activos. Estar tranquilos y dejar a nuestro estomago que asimile los nutrientes.